Un juez federal bloqueó temporalmente anoche  la decisión de la administración Trump de cancelar un programa que protege a jóvenes inmigrantes indocumentados de ser deportados.

El juez federal de Distrito William Alsup aceptó una solicitud de California y otros demandantes para evitar que el presidente Donald Trump termine el programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) mientras los juzgados resuelven las demandas.

Alsup dijo que los abogados a favor de DACA demostraron claramente que los jóvenes inmigrantes “probablemente sufrirían un daño grave e irreparable” sin una acción judicial. El juez también dijo que los abogados tienen una gran posibilidad de tener éxito en un juicio.

DACA ha protegido a unas 800 mil personas que fueron traídas a EU de manera ilegal cuando eran niños o que vinieron con familias que se quedaron más de la cuenta. El programa incluye cientos de miles de estudiantes en edad universitaria.

Ayer, ocho legisladores demócratas y 12 republicanos conversaron con el presidente Donald Trump para también tratar de avanzar las negociaciones sobre el presupuesto de la nación, hasta ahora amarradas a la intención demócrata de proteger de la deportación a cientos de miles de jóvenes inmigrantes conocidos como ‘dreamers’.

Participó en la reunión en la Casa Blanca, el jefe de gabinete, John Kelly, que tiene la experiencia de haber dirigido brevemente el Departamento de Seguridad Nacional.

Entre los legisladores estuvieron los senadores Jeff Flake, republicano por Arizona; Dick Durbin, demócrata por Illinois y Lindsay Graham, republicano por Carolina del Sur; además, los demócratas Bob Menéndez, Heidi Keitkamp, Jon Tester y Henry Cuéllar.

La clave de la reunión fue convencer al presidente de enfocarse completamente en el DACA, algo de por sí bastante difícil luego de su discurso el lunes ante granjeros en Nashville, en el que reiteró sus ideas sobre el muro y la inmigración en cadena.

El acuerdo bipartidista que parece estar tomando forma consideraría otorgar un camino a la ciudadanía a los ‘dreamers’, incluiría fondos para la seguridad fronteriza, pero probablemente no para el muro y podría poner fin a la lotería de visas si es que se puede incluir algún arreglo para el Estatus de Protección Temporal.

El senador Flake había dicho que estaba preparado para decir a Trump que este acuerdo sobre el DACA no puede incluir todos los cambios de política migratoria que desea, si es que se quiere llegar a un acuerdo. (Con información de Associated Press y The Washington Post)

Fuente:diariomx